lunes, 14 de julio de 2008

¡qué flash!

Cuando yo era joven (snif) utilizábamos la expresión ¡qué flash! para indicar algo muy sorprendente, que nos alucinaba. Es uno de esos giros del lenguaje que obtienen un gran éxito durante un tiempo pero que no se consolidan y dejan de utilizarse. O al menos eso creo, porque hace años que no lo escucho, y ya os digo que lo decíamos continuamente. Puede ser porque ahora haya menos cosas sorprendentes, aunque no creo.
Me viene esta expresión a la mente al leer en El País que Una treintena de jóvenes rusos pierde parte de la visión por la luz de un láser durante un concierto, ya veis qué animalada. Los salvajes que manipulaban los cañones láser, al no poder utilizarlos contra el cielo (llovía y desplegaron un toldo, con lo que no había cielo al que orientar los haces) los enfocaron directamente hacia el público. Los jóvenes afectados se dieron cuenta horas o días después, cuando observaron que unas manchas permanecían en su campo de visión desde la noche del concierto.
Esta pobre gente sí que puede decir con razón de ese concierto que fue un flash.

1 comentario:

bigote arrocé dijo...

como se llama la pelicula?
flashdance (piedras y tomates...)