lunes, 15 de septiembre de 2008

el sexo tántrico

Mi amiga Rosa me manda un artículo en el que se describe someramente en qué consiste el sexo tántrico. No quiero que se malinterpreten las motivaciones de Rosa para enviarme ese artículo. Además de a mí, se lo envió también a mi mujer, y a dos parejas más de amigos; no parece, por otro lado, que sea el tantra una práctica apropiada para grupos numerosos. Ya sé que este tipo de cosas se prestan al chiste fácil y al comentario soez, pero no obstante he decidido pegar aquí el artículo y desarrollarlo con lo que se me va viniendo a la cabeza. Así pues, preparaos para leer unos cuantos chistes fáciles y probablemente algún comentario soez. Para no confundir la sabiduría con la gracieta cuartelera diré que las cursivas son mías.
Lo primero que debes saber es que practicar sexo tántrico es olvidarse del sexo convencional y del "aquí te pillo, aquí te mato". Olvida todas las pautas y conductas que has estado practicando durante años y abre tu mente. Si alguna vez has practicado yoga o alguna disciplina de relajación oriental todo te resultara más familiar. Si no es así, debes partir de que en el sexo tántrico todo se basa en encuentros largos y relajados, sin prisas. Se venera el éxtasis (¡anda, como en la ruta del bacalao!) y se busca un placer más prolongado. Se puede decir que en occidente estamos atrapados en un concepto de éxtasis ligado al orgasmo y, sobre todo, a la eyaculación. Los tantristas piensan que la eyaculación es una pérdida de energía y que con eyacular una vez al mes, el cuerpo, fisiológicamente, tiene bastante. En el sexo del Tantra, la mujer no es un simple "recipiente sexual" sino una diosa que da y recibe energía. Te han hablado de conceptos como eyacular "hacia dentro", pero no sabes ¿cómo hacerlo?. Sigue nuestra GUÍA PRÁCTICA: 
- Calidad, no cantidad: Los seguidores más puristas del sexo tántrico aseguran que con practicar el sexo una vez al mes es suficiente. De hecho se recomienda no practicar mucho sexo para acumular energía sexual. (En estas estamos ya, y sin pretenderlo, mira).
- Tu cama, el templo del amor: Enciende velas blancas y perfumadas, coloca flores frescas y compra aceites para masajear a tu pareja y agénciate un extintor, por si acaso. Busca música de relajación y apaga o desconecta cualquier aparato que pueda hacer ruido e interrumpiros (el vibrador, a la cajita). Deja al pie de la cama frutas peladas y agua para los momentos de descanso (¿qué tal unas fiambreras con ensaladilla y filetes rusos?; por los preparativos parece que la cosa va para muy largo). Deshazte de cojines, edredones o sábanas que puedan molestaros. Tíralas al suelo para aumentar el espacio donde moveros. 
- Mantén el ritmo de la respiración: La respiración es primordial en el sexo tántrico (¡y en el normal!, prueba si no a hacerlo sin respirar). Siéntate frente a frente con tu pareja (como muestra la foto ) y comienza a respirar en forma pausada. Cuando tu exhalas, él inhalará; la idea es que él respire de tu aire y tú del suyo. Cierra los ojos y empieza a dejar tu mente limpia de pensamientos (si realmente estás respirando dióxido de carbono tu mente quedará limpia en poco tiempo)
- Caricias y masajes: Masajea a tu pareja lentamente. Explorando todo su cuerpo excepto pechos y los genitales. Haz movimientos circulares y busca el propio placer de hacer el masaje. Después de quince minutos haz un descanso y vuelve a empezar (¿y qué se hace en los descansos? ¿follar?).
- Los besos: Recostaos en la cama miraos a los ojos y besaos sin tocaros. No olvideis mantener la respiración (esencial)
- Cada vez más cerca: Besaos la piel. Poco a poco. Recostaos en la cama y tocaos lentamente. Ya podeis empezar a acariciaros los genitales, pero muy lenta y suavemente. Recorre toda la longitud del pene y deja que él acaricie tu vulva con suavidad y dulzura. 
- Penetración: En el sexo tántrico la penetración es un paso más. No algo esencial ni un fin. La primera etapa la penetración debe ser estática. El pene se queda inmóvil dentro de la vagina, mientras la pareja continúa acariciándose suavemente. Después los dos órganos se empezarán a mover autónomamente. Sólo tenéis que dejaros llevar. Esta parte durará como 30 minutos (a ver en qué quedamos, porque si me dejo llevar, y después de tanto tiempo restregándonos, no llego a los 30 minutos ni de coña)
- El orgasmo: Si la erección es muy fuerte y se acerca la eyaculación, vuelve a los ejercicios de respiración y a las caricias suaves. Si aún así la erección sigue, podéis hacer presión en la zona del perineo (si esto tampoco funciona, puedes hacerte un nudo en la polla). Cuando os sintáis preparados dejaos llevar y adentraos en el orgasmo más largo de vuestra vida. ¡Enhorabuena!
No quiero dejar pasar la ocasión de decir, en muy pocas palabras, lo que opino acerca de estas tradiciones milenarias del oriente que los perpetuamente insatisfechos occidentales adoptamos como si fuesen el verdadero camino a la felicidad. Lo siento mucho por los que practiquen estas cosas, y si a ellos les funcionan pues me alegro, pero pensar que eyaculando perdemos energía y que corriéndonos "hacia adentro" conseguimos algo más que un dolor de huevos se me antoja una barbaridad. Lo mismo que pienso que clavándose agujitas no se cura más que lo que se curaría igual con otro placebo. 
Finalmente, quiero llamar la atención sobre ese filósofo anónimo que, en el primer comentario del artículo, nos dice: Prefiero las pajillas rápidas. Cuánta sabiduría.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

JAJAJAJA, DEBO DECIR QUE ME HA DIVERTIDO MUCHISIMO TU POST CON LOS COMENTARIOS. DE VERDAD ME AGRADO LEERLO Y REIR A CARCAJADAS

VERONICA

Anónimo dijo...

pues interesante,,,jajaja aver si maridito resiste sin penetrarmeen la primera q pueda

David Martinez dijo...

www.latanguita.com.ar

superrrrrrrr!!!!

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

Está bien no... Solo que quiere mucho tiempo, bueno una vez al mes.

ISC dijo...

Orale, que mejor si el sexo tántrico se combina con algunos juguetes sexuales.
Algo así como un huevo vibrador, solo por mencionar alguno de los juguetes más populares de hoy en día.
Seguro que con una ves al mes puede ser suficiente para algunos, pero la mayoría dudo que piense así jaja

saludos.